Medusas en la Costa Blanca. ¿Dónde están este verano?

Las medusas son menos numerosas este verano. ¿Dónde están y qué especies son las más comunes en nuestras costas?

Las medusas también se van de vacaciones. Estamos a finales de julio y la oleada de bañistas sigue llegando a nuestras costas con una de sus mayores preocupaciones: las picaduras de medusa. Sin embargo, estamos de suerte. Y es que se han registrado menos medusas este verano con respecto a años anteriores en las playas de nuestras costas, y en consecuencia menos picaduras. Aquí te dejamos las posibles razones, e información interesante acerca de nuestras poco valoradas amigas: las medusas.

Observaciones y estudios

Según el Instituto de Ecología Litoral y el Centro de Investigación Marina de Santa Pola (CIMAR), que conjuntamente han realizado un estudio a lo largo de las costas de la Comunidad Valenciana, se ha registrado una reducción en la cantidad de medusas en el litoral valenciano. Las razones pueden ser varias, por ejemplo el descenso de la temperatura del agua del mar, o la acción de los vientos de Levante y Noreste que propician el arrastre de estos animales a las zonas de espigones. Esto último redujo entre un 10% y un 20% la afluencia de medusas en las playas el pasado año. Aun así, no se puede afirmar que esta tendencia vaya a repetirse en años posteriores. A pesar de todos los estudios realizados por parte del Instituto de Ecología Litoral y el CIMAR, estos organismos destacan que: «no se puede tener previsión segura de unos animales tan imprevisibles y que además tienen un ciclo de vida tan complejo».

¿Cómo actuar en caso de picadura de medusa?

Aunque las medusas son menos este año, no está de más informarse acerca del procedimiento a seguir si tienes un encontronazo con ellas. Muchas son las dudas y falsos mitos acerca de cómo tratar una picadura de medusa. Siguiendo estos sencillos pasos disminuirá el escozor y la inflamación de la herida de forma rápida.

  1. Lavar con agua de mar cuidadosamente
  2. Utilizar pinzas o guantes para quitar tentáculos o fragmentos residuales de la medusa
  3. Si el dolor persiste, consulte al médico por alguna pomada con antihistamínicos, corticoides o analgésicos que rebajen la inflamación y el dolor.

Nada de echarle agua dulce a la herida, ni recubrirla con arena o rociarla con orina, podría extender el tóxico o agravar la erupción.

7 cosas que no sabes acerca de las medusas

Las medusas son animales muy antiguos que han convivido con nosotros desde los inicios de nuestra existencia, pero te sorprendería saber los misterios que estos animales guardan.

  1. Están compuestas por un 95% de agua.
  2. Son seres simétricos; no tienen lados derecho o izquierdo.
  3. No tienen cerebro, ni sangre, ni sistema nervioso; pero si poseen sensores que le permiten diferenciar entre la existencia o ausencia de luz e identificar si hay posibles presas.
  4. Su sistema digestivo es muy simple, puesto que solo posee un orificio (la boca) por donde entra el alimento (peces, zooplancton, etc.) y expulsan los desechos.
  5. Su tóxico inmoviliza a las presas cuando toman contacto con la medusa y mediante sus tentáculos se acercan la presa a la boca.
  6. Pertenecen al filo Cnidaria al igual que los corales, las anémonas y los hidrozoos.
  7. No existen medusas de agua dulce.

¿Cuáles son algunas de las medusas más comunes en nuestras costas?

En nuestras costas podemos encontrar gran diversidad de animales marinos y por lo tanto muchas especies diferentes de medusas. Es conveniente para los bañistas conocer las características de las medusas más comunes de nuestra zona, ya que ignorar las peculiaridades de estos animales puede arruinar una placentera jornada estival.

Pelagia noctiluca

medusas pelagia noctiluca

Aguamala (Pelagia noctiluca)

Esta medusa es muy común en nuestras costas. Puede llegar a medir más de 20 cm de diámetro, posee 4 largos y robustos tentáculos orales, además de 16 tentáculos marginales (en la umbrela) que pueden alcanzar una longitud de hasta 20 metros. Se caracteriza por un color rosado y carece de la fase pólipo. Es muy urticante, puesto que causa irritaciones y escozor en la piel pudiendo incluso dejar una herida abierta. Cuidado con ella.

Cotylorhiza tuberculata

medusas Cotylorhiza tuberculata

Medusa de pececillos (Cotylorhiza tuberculata)

Una de las medusas más frecuentes y peculiares. También llamada Medusa de pececillos, ya que siempre le acompaña una corte de alevines de jurel y serviola, a los que ofrece protección. Posee una morfología muy curiosa, ya que la protuberancia de la umbrela le da aspecto de huevo frito. Tiene 8 brazos orales cubiertos de apéndices (de color morado oscuro) y en la umbrela no posee tentáculos. Es muy abundante durante el verano y el otoño. Si la ves no te alarmes, no es urticante. ¡Limítate a maravillarte con su curioso aspecto!

Rhizostoma pulmo

medusas Rhizostoma pulmo

Pulmón de mar (Rhizostoma pulmo)

Apodada «Pulmón de mar» por las increíbles puntas de sus 8 tentáculos orales, que se asemejan a pulmones descubiertos. ¡Su umbrela puede alcanzar los 100 cm de diámetro! Es una de las más grandes del Mediterráneo, blanca con ribetes azules, y carece de tentáculos marginales. Frecuenta nuestras costas desde finales de la primavera hasta otoño, en solitario o en grupo formando grandes enjambres. Produce picaduras, y también puede liberar toxinas al agua circundante, así que no te acerques mucho.

Physalia physalis (no confundir con Velella velella, abajo)

medusas Physalia physalis carabela portuguesa

Carabela portuguesa (Physalia physalis)

Comúnmente conocida como Carabela portuguesa, debido a su alta peligrosidad. Estrictamente no es una medusa, sino un hidrozoo formado por una colonia de pólipos. Cada conjunto de pólipos está especializado en una función diferente dentro de éste superorganismo. Su morfología consta de 2 partes. La primera se encuentra flotando en la superficie (el pneumatóforo) y está rellena de gas, con una cresta en la parte superior que tiene como finalidad la propulsión mediante la acción del viento. La segunda se encuentra sumergida y esta formada por multitud de finos y largos tentáculos de hasta 20 metros, alguno de ellos encargados de la captura de presas y la defensa, llamados dactilozoides. La picadura de la carabela portuguesa produce un dolor muy intenso e incluso se han registrado casos de muerte en personas.

Velella velella

medusas velella velella

Velero (Velella velella)

Es un hidrozoo de pequeño tamaño, que a menudo se confunde con la carabela portuguesa por las obvias similitudes en su morfología. En la parte superior posee una especie de disco azulado con forma de vela que utiliza el viento para propulsarse sobre la superficie del mar; por debajo de esta estructura posee tentáculos que emplea para atrapar plancton. Normalmente se encuentra en grupo y es frecuente durante el invierno y la primavera. A diferencia de la carabela, no es urticante.

Carybdea marsupialis

medusas carybdea marsupialis cubomedusa

Carybdea marsupialis

Es una cubomedusa, prima hermana de la avispa de mar (considerada la medusa más peligrosa de los océanos). Se caracterizan por la morfología de la umbrela en forma de cubo y su alta toxicidad. Carybdea marsupialis es de color marronáceo de unos 5 a 6 cm en forma adulta. Se encuentra en mares tropicales o muy cálidos y cerca del fondo. Su color similar a los fondos de arena las hace difíciles de detectar. En la actualidad han experimentado un gran aumento de su población en nuestras costas; es muy urticante.

 

Coméntanos con qué especies de medusa te has encontrado este año en nuestras costas y tu experiencia con estos maravillosos seres. Admirador o detractor de las medusas?

 

 

 

 

By | 2016-07-29T19:55:50+00:00 julio 29th, 2016|Biología Marina y Oceanografía|1 Comment

About the Author:

One Comment

  1. olga 11/09/2016 at 5:14 pm - Reply

    Caribdea marsupialis me acabo d encontrar una en la playa de Puzol en Valencia

Leave A Comment